martes, 8 de mayo de 2012

Recordar...


Me gusta escribir frente a la playa, mientras veo como poco a poco, y a medida que va cayendo la tarde, la gente pasea, hace ejercicio, corre tras sus perros e incluso se sienta en la arena a contemplar la quietud de esta playa de El Sablón.
Y mientras escribo, mis pensamientos van a velocidad de vértigo... es curioso como los dedos son incapaces de recoger tantas ideas como lo hace el cerebro... y pienso que la felicidad es justo lo que tengo frente a mí: pequeños instantes que uno a uno van conformando una historia bonita, un recuerdo con el que sonreír a través de los años, una canción que nos lleve a través del tiempo en milésimas de segundo...
Y al girar la cabeza y fijarme en el árbol que tengo frente a mí me he dado cuenta que es cierto, ya es Primavera, porque, sus  pequeñas hojas verdes han comenzado ya a brotar y está hermoso.... Y pienso en lo rápido que va el tiempo, veinticuatro horas se convierten tan sólo en cinco minutos cuando estás en la compañía idónea o, por el contrario, ser eternas cuando la vida nos dá un revés y nos pone contra las cuerdas.
Recordar no es de viejos ni de débiles; recordar es volver a vivir intensamente todos y cada uno de los momentos mejores de nuestra vida. Recordar es echar la vista atrás y olvidarte del día de hoy, lanzarte al abismo de la memoria y dejarte abrazar por él, sentir su calor una vez más como si realmente estuviese pasando una vez más.
Recordar no es malgastar el tiempo sino salvarnos a nosotros mismos de caer en el negro agujero del olvido... Hay que recordar y recordar y recordar y paladear una y otra vez sin miedo al cansancio, todas aquellas cosas que vivimos y disfrutamos al máximo; todas aquellas cosas que vivimos y disfrutamos con quien amamos, con quien fue bonito estar, con quien echamos de menos...
Recordar es para mí un alimento necesario para seguir viviendo.
Gracias por ser parte de mis recuerdos en todos y cada uno de los días de mi vida.
Gracias por ser mis recuerdos vivos y sonrientes cada día día de mi vida.
Os quiero.

A F.
A mis Amigos (o hermanos ya?)









4 comentarios:

  1. Gracias a ti por este texto tan bonito y entiendo la inspiración en la maravillosa playa del Sablón.Bsinos.

    ResponderEliminar
  2. Tener amigos es como tener partes de ti en otras vidas y personas...
    Es vivir y sentir en otros cuerpos y otros corazones...
    Es un yo que se amplifica en vosotros...
    Es un uno en todos, un todo en todos...
    La amistad es un vínculo inviolable e indestructible que no pasa nunca...
    A vosotros, mis amigos del alma, siempre y en todo lugar...os quiero.

    ResponderEliminar
  3. Recordar, revivir, evocar, viajar al pasado para proyectarte al futuro.
    Recordar para aprender, para alcanzar sabiduría, para agradecer a la vida los momentos buenos.
    Recordar para viajar sin moverse de la silla, para sentir el abrazo de cuantos nos quieren y no están presentes.
    Recordar para recrear cuanto de bueno nos ha llegado y sentirnos mejor.
    Recordar es bueno, como también es bueno olvidar según qué cosas.
    Pero en el recuerdo, en el olvido, no dejar nunca de lado el presente, abrir los ojos y los sentidos a la vida que bulle a nuestro lado y dejar que nos penetre y nos inunde.
    Feliz Martes de mayo

    ResponderEliminar
  4. A mi me gusta recordar siempre lo bueno, porque lo malo intento olvidarlo, o por lo menos retirarlo por un tiempo de mi imaginación.
    Tener amigos es algo imprescindible, y sin duda, tener recuerdos de cada uno de ellos y al mismo tiempo recordar con ellos ciertos momentos pasados, es algo precioso y único.
    Necesitamos amigos y necesitamos recuerdos.
    Pero no se puede vivir del recuerdo. Hay que vivir el presente y ver el futuro con optimismo.
    Muchos besos.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...